Menu
Facebook Twitter Youtube Youtube

Minería

Colombia está cambiando y esto trae consigo nuevos riesgos. En Children Change Colombia estamos comprometidos, no solo en abordar los asuntos desatendidos que ya hemos identificado, sino también en identificar nuevas amenazas para los niños y niñas, en particular, donde no se está realizando el trabajo suficiente para hacer frente a estos asuntos, o donde el trabajo que se está realizando no es efectivo.

Recientemente, hemos identificado que la minería es un área con muchos efectos perjudiciales potenciales sobre los derechos de los niños y niñas.

Más de 5.000 niños, niñas y adolescentes trabajan en la minería en Colombia, pero la explotación de niños en áreas mineras no se limita a trabajar en las minas.

Situación actual en Colombia

Los mayores sectores mineros de Colombia se constituyen por la minería de carbón y oro. En los últimos años, un auge en la minería de oro ha sido impulsado, no sólo por grandes empresas mineras internacionales, sino también por la minería no reglamentada y en pequeña escala, dirigida por grupos armados ilegales, que vieron allí una oportunidad de incrementar en gran medida sus ingresos e influencia.

Como resultado, el valor de las exportaciones ilegales de oro de Colombia en los últimos años ha sobrepasado el valor de las exportaciones de cocaína, convirtiéndose en la mayor exportación ilícita del país – se estima que hasta el 80% de las exportaciones de oro de Colombia se producen ilegalmente.

Según algunas estimaciones, en sólo una región del norte de Colombia, los paramilitares y los grupos guerrilleros de las FARC y el ELN obtuvieron individualmente hasta 1,5 millones de dólares al mes en 2015, como resultado de las operaciones mineras que controlaban, contabilizando un total del 30% de los 15 millones de dólares al mes que la minería de oro reporta estar generando en la región.

En algunos casos, los grupos armados operan directamente las minas, mientras que en otros, imponen tarifas de extorsión e incitan al terror en las comunidades donde se desarrolla la minería no reglamentada, forzando tanto a adultos como a niños y niñas a trabajar directamente en la mina, o a realizar tareas tales como llevar mensajes o suministros, buscar oro o ser utilizados para propósitos sexuales.

Riesgos para los niños, niñas y adolescentes

Los niños y niñas que están en las comunidades que rodean tanto las minas legales como ilegales, se encuentran en riesgo de trabajo infantil en condiciones peligrosas.

Debido a la falta generalizada de conocimiento acerca de las leyes sobre el trabajo infantil, las familias mineras a menudo animan a sus hijos a aprender el oficio a una edad temprana para que puedan adquirir habilidades, contribuir al ingreso familiar y evitar potencialmente el riesgo de reclutamiento o explotación sexual comercial por parte de los grupos armados ilegales.

Esto tiene un efecto gravemente perjudicial en la educación de los niños y niñas, llevando a muchos de ellos a abandonar completamente la escuela. A pesar de que el gobierno regula el trabajo infantil en la minería legal, estas mismas regulaciones no se aplican a la minería ilegal, que actualmente representa el 85% de todas las minas en el país, lo que significa que la mayor parte del trabajo infantil en la minería no se cuestiona.

Los niños y niñas que viven en comunidades circundantes a las minas controladas por grupos armados ilegales, enfrentan un mayor riesgo de violencia y reclutamiento debido a la creciente presencia de estos grupos, así como a la amenaza de explotación sexual comercial y violencia sexual.

En un caso, una investigación encontró que las niñas menores de edad, que habían sido desplazadas por el conflicto a la ciudad de Medellín, estaban siendo reclutadas por grupos armados y luego traficadas para ser explotadas sexualmente con fines comerciales, en una zona rural minera cercana a la ciudad.

¿Qué está haciendo Children Change Colombia?

En 2017 pudimos investigar este problema en profundidad y abrir una convocatoria de propuestas para identificar a un nuevo socio con quien trabajar sobre el tema. Posteriormente, seleccionamos una organización asociada y actualmente estamos trabajando estrechamente con su equipo para desarrollar un proyecto eficaz y sostenible que realmente satisfaga las necesidades de las comunidades a las que está dirigido y las involucre.

¡Esperamos compartir más información sobre este proyecto pronto!